Una dieta rotativa es clave en casos de sensibilidad alimentaria